Costa Rica

La experiencia INCAE se vive de muchísimas formas, gracias a la diversidad de su maestría y programas ejecutivos ofrecidos por la institución. Para los estudiantes del MBA por ejemplo, INCAE se convierte en su hogar durante casi dos años.

La idea de estar alejados de su país, aunado al hecho de convivir en casas compartidas, permite no solo una experiencia de aprendizaje inmersiva y productiva, sino que también crea fuertes vínculos de amistad entre los estudiantes. Desde la preparación y estudio de casos antes de clase, la convivencia en las aulas, hasta las horas de almuerzo y las actividades extracurriculares, todo se convierte en un crisol donde se fragua una relación que va más allá de un simple nexo de compañeros.

Nicaragua

El ambiente y la dinámica que se vive en el campus de Nicaragua es, en una palabra: familiar. Debido a que es una comunidad no muy grande, el personal y el estudiantado se relacionan de forma estrecha. Al tener cubiertas la mayoría de necesidades en términos de infraestructura y servicios, el campus se convierte en una especie de un vecindario para sus integrantes. Gracias a que los estudiantes deben mudarse al campus, y deben convivir en sus casas con los demás participantes , la relación de compañeros trasciende más allá de colegas de clase, a una familia extendida. Desde las canchas de tennis, hasta las noches de estudio en sus casas, todos son espacios en los que se consolida una compleja red de afinidades.

Blog

Impresiones desde el Barrio de los Casados

Decían que iba a ser difícil y lo fue. Decían que el tiempo en pareja se iba a reducir y así pasó. Decían que se iban a poner a prueba todas nuestras capacidades emocionales y eso fue lo que ocurrió. A pesar de todo esto -que realmente tampoco es tan malo como suena-, el aprendizaje como pareja ha sido bellísimo, nuestra relación está hoy por hoy mucho más fortalecida, y se han ampliado los horizontes de nuestros sueños y aspiraciones a límites antes inimaginables.

Twitter Feed

Flickr feed