Noticia

Discurso Rector Enrique Bolaños Graduación 10 de junio, 2019

19 de June 2019
susan.fernandez

Discurso Rector Enrique Bolaños

Graduación MBA Especializado, MBA LL1, EMBA, EMA

Lunes 10 de junio, 2019 | Campus Walter Kissling Gam 

Dr. Nitin Nohria, Decano de Harvard Business School, Dr. Roberto Artavia,

Presidente del Consejo Directivo de INCAE,

Miembros del Consejo Directivo de INCAE,

Miembros del Comité Nacional de INCAE en Costa Rica,

Representantes del Gobierno de Costa Rica,

Representantes del Cuerpo Diplomático Acreditado en Costa Rica,

Dres. Harry Strachan y Arturo Condo, Ex Rectores de INCAE

Invitados Especiales, Miembros de la Facultad,

Estimados graduandos del MBA, del EMBA y del EMA y sus familias que con orgullo los acompañan,

Estimados miembros del MAE I Graduados en 1969 y del MAE XI graduados en 1979 que hoy nos honran con su presencia,

Colaboradores,

Amigos todos.

Es para mi un honor estar aquí hoy ante 152 estudiantes del Master in Business Adminstration, 44 estudiantesdel Executive Master in Business Administration y 33 estudiantes del Executive Master in Business Analytics. Un total de 229 graduandos, 79 mujeres y 150 hombres de 14 nacionalidades quienes, tras mucho esfuerzo, dedicación, compromiso y sacrificios, han concluido su maestría de INCAE.

Hoy ustedes se convierten en Incaistas, uniéndose así a una extensa red de graduados quienes portan con gran orgullo ese título. Reciban muchas felicidades de parte de todos nosotros en INCAE por este gran logro. Aprovecho para felicitar a cada uno de sus familiares y amigos quienes han venido acompañándolos durante este proceso, apoyándolos en cada paso del camino. Estoy seguro que este apoyo ha sido fundamental en sus éxitos.

Hace 50 años, el 21 de junio de 1969, el Dr. Ernesto Cruz - entonces Rector de INCAE - se encontraba en un estrado en el recién inaugurado Campus de Nicaragua, frente a la primera generación de graduados del programa de MBA de INCAE. Lo acompañaba el Dr. George F. Baker, Decano de Harvard Business School.  

Hoy, soy yo quien tengo el privilegio de estar ante ustedes, en este Campus Walter Kissling Gam aquí en Alajuela, e igual que mi predecesor – tengo el honor de que hoy nos acompaña el, Decano de Harvard Business School: Dr. Nitin Nohria.

Dean Nohria, es un gusto para nosotros tenerlo en esta ceremonia de graduación.

Hoy conmemoramos los 50 años del programa de maestrías de INCAE. Los 50 años de graduados de aquellos 29 jóvenes, entre ellos una mujer, que estaban con el Dr. Cruz y el Dean Baker en el recién inaugurado campus de Nicaragua. El campus que hoy se llama Francisco De Sola en honor a don Chico, un hombre visionario centroamericano que trabajó duro para la creación de INCAE.

Y hoy tenemos el privilegio de contar con la participación de 10 de esos 29 graduados de nuestra primera clase de la Maestría de Administración de Empresas. Este grupo pionero de graduados. Es por ello que quisiera tomarme un momento y felicitarlos por este hito. Les pido a los MAE I ponerse de pie:

Mario Alonso, de Nicaragua

Salvador Biguria, de Guatemala

Mariano Buitrago, de Nicaragua

Adrián Hidalgo, de Costa Rica

Ángel Interiano, de El Salvador

Benigno Jiménez, de Costa Rica

Lamberto Mantovani, de Panamá

Markus Neuweller, de Guatemala

Abelardo Sánchez, de Nicaragua

Virginia Zecca, de Costa Rica, esposa de su compañero de clases Ángel Interiano

Les pido a todos darle el fuerte aplauso que se merecen.

Asimismo, contamos con la participación de 25 graduados del MAE XI, quienes cumplen 40 años de graduación. Dada la Guerra Civil en Nicaragua, no pudieron celebrar su ceremonia de graduación ya que ésta fue suspendida. Espero hayamos llenado sus expectativas de participar en una graduación inolvidable.

Desde aquella primera graduación de 29 jóvenes, INCAE ha evolucionado a ser la institución que hoy conocen. Ahora con cerca de 9,000 graduados de nuestros programas de maestrías; siendo clasificada como el número uno en Latinoamérica según el Financial Times; contando con una facultad cuya experiencia iguala su variedad tanto en áreas de expertise como en género; y con centros de impacto e investigación que abordan temas pertinentes en la región como el centro latinoamericano de competitividad y desarrollo sostenible, el centro de liderazgo colaborativo, y el centro de emprendimiento.

Hoy para estos 229 graduandos, culmina un camino de esfuerzos, sacrificios y jornadas extensas de estudio, y a la vez inicia una ruta sin vuelta atrás, donde deben de continuar poniendo a prueba las herramientas otorgadas para actuar con excelencia y con la rectitud que sus conciencias les indiquen.

Quisiera aprovechar este espacio para hablarles de tres temas, darles tres consejos, no sólo como Rector, sino como graduado de INCAE: EL TRABAJO, EL IMPACTO Y LA ÉTICA.

Sepan que “no hay sustituto para el trabajo duro”, como bien dijo Thomas A. Edison. Rétense constantemente, busquen la excelencia, y nunca tengan miedo de salirse de su espacio de confort. Pero no olviden balancear su vida profesional y personal. No hay éxito profesional que valga la pena el sacrificio del fracaso personal.

Les insto a que nunca dejen de aprender; continúen leyendo, informándose, manteniéndose en la vanguardia, mejorando constantemente sus capacidades. Aprendan no sólo de sus superiores, sino escuchen a sus colaboradores y aprendan de ellos también. Sepan que liderar a su equipo se logra mejor con ejemplo y con humildad.

Preguntémonos: ¿Cuál es el rol que quiero tener en mi sociedad? ¿Cuáles son los problemas principales de donde vivo? ¿Qué puedo hacer yo?

Les invito a que no sólo busquen el bienestar de sus empresas, sino que se involucren en las comunidades y sociedades en las que viven, e impacten directamente a quienes los rodean. Como Michael Porter, Miembro del Consejo Asesor de Harvard – INCAE, una vez dijo: “El propósito de una escuela de negocios es más que la formación gerencial, debe fortalecer la sociedad. Esto es lo que hace INCAE único... es capaz de tener una influencia más allá de su tamaño”. Tener una influencia más allá de su tamaño es a lo que hoy los invito.

Ustedes son la generación que puede marcar y DEBE marcar el cambio que tanto necesitan nuestros países. Cambios en desarrollo, cambio en institucionalidad, cambio en el progreso inclusivo de nuestros ciudadanos, cambio en nuestros valores como sociedad. En países desarrollados con democracias sólidas y con instituciones y entes reguladores creíbles el rol del empresario puede ser limitado exclusivamente a lograr máximo desarrollo de su rentabilidad. Pero en países como los nuestros, ustedes como empresarios tienen una responsabilidad mucho mayor que la de su rentabilidad…

Nuestros líderes del sector privado (es decir ustedes) tienen la responsabilidad de velar por la institucionalidad. De velar para que tengamos buenos políticos para lograr un desarrollo sostenible e incluyente a largo plazo mediante la inversión en la educación, en la construcción de instituciones fuertes, en busca de un camino de progreso económico y bienestar para todos los ciudadanos. Debemos hacer patria correctamente. Esto es ser Incaista.

Espero que un día cuando estén celebrando sus 50 años de aniversario de graduación, regresen a su campus y se sientan orgullosos del impacto que causaron en las vidas de quienes los rodearon, y los cambios que promovieron en sus sociedades. Que no tengan arrepentimientos de lo que pudieron haber hecho sino orgullo de la trayectoria que construyeron.

Les pido que siempre se comporten éticamente. Que sepan que el cáncer que corroe nuestras sociedades es la corrupción. Que siempre tomen decisiones basadas en valores y principios. Tenemos aquí hoy presente al Dean Noria que lanzó el Juramento del MBA precisamente a raíz de la crisis de valores que vio a finales de la década pasada y también tenemos al ex rector Arturo Condo quien los lanzó en INCAE. Vivan esos valores del Juramento.

Sepan que no puede haber empresas exitosas en sociedades fallidas, por lo que necesitamos el compromiso de cada uno de ustedes para desarrollar sus países y sacar adelante a la región latinoamericana.

Así pues, para concluir les pido nunca se olviden de (1) seguir aprendiendo y tomando riesgos, (2) crear el impacto que sus sociedades necesiten, y (3) recuerden que jamás deberían de poner en cuestionamiento su integridad personal por las decisiones o acciones que tomes tanto como empleado, empleador y hasta como ciudadano. Las decisiones diarias que tengan que hacer, les pido las hagan con rectitud y así que siempre se sientan orgullosos de quienes son.

Espero que nunca pierdan la esencia, el propósito, la motivación por la que un día decidieron entrar a estudiar en INCAE Business School.

Recuerden que INCAE es su casa hoy y siempre. ¡Muchas felicidades y éxitos!