Publicación

Cinco señales para tomar medidas y salvar su empresa

20 de Septiembre 2016
Executive Education INCAE

En el mundo de los negocios enfrentar un problema es pan de cada día; resolverlos es el gran reto que la gerencia tiene por delante para no sufrir serias consecuencias.

Cuanto más pronto el líder de una empresa enfrente un problema y tome medidas para solucionarlo, mejor será. La clave aquí es alertar al equipo gerencial antes de toparse con el problema más grave de todos: una crisis de liquidez.

El reto para los gerentes es reconocer los síntomas de problemas y tomar medidas correctivas de inmediato. He aquí algunas de las primeras señales de que es necesario tomar medidas para no correr riesgos en su empresa:

• Preste atención al análisis de tendencias.
El experto en control de calidad W. Edwards Deming utilizó la teoría de análisis de tendencias para ayudar a los japoneses a transformar sus sistemas de manufactura. Argumentó que, para hacer un mejor producto, hay que empezar a observar las líneas de tendencia de las mediciones de calibre. Si traemos a la gerencia el mismo principio, entonces, no hay que esperar a llegar a la dirección incorrecta para tomar medidas.

• Esté alerta a cambios repentinos en el entorno de su industria.
Uno de los ejemplos en este caso es la televisión. Su crecimiento fue lento, no hubo mucha publicidad hasta que los televisores llegaron a estar en el 50% de los hogares. Pero otros cambios son veloces, el cambio hacia la publicidad en Internet fue rápido. Esté atento a esos cambios repentinos, no solo en su industria, sino también en los canales que sirven a su industria.

• La moral es un buen indicador temprano de problemas.
Las personas que están dentro de la empresa tienden a saber mucho tiempo antes cuando el desempeño no es bueno, incluso mucho antes que los niveles superiores. Se requiere un poco de criterio para separar un problema de una gripe, pero los trabajadores son una gran fuente de información acerca del desempeño.

• La evaluación comparativa es una herramienta útil.
Debe elegir sus benchmarks de referencia con cuidado y no necesariamente en contraste con su propia industria. Otros que se encuentren en un negocio similar pueden estar en forma igualmente buena o mala y, por lo tanto, aunque otros puntos de referencia son necesarios, quizá no cuenten la historia completa. Y tenga cuidado de no reaccionar demasiado fuerte a la información que proporciona la evaluación comparativa.

• El indicador más importante es la liquidez.
El efectivo es la vida de cualquier organización en cualquier parte del mundo.

Si usted es un gerente y ve algunos de estos (u otros) indicadores, el primer paso es averiguar cuán grave es el problema. Ninguna organización va a tener todos los indicadores a la vez.

Extracto del artículo “¿Cómo reiniciar su empresa?”, publicado en la revista INCAE Business Review.

Etiquetas:
estrategia