Noticia

¿Qué es y cómo funciona INCAE MBA Oath Club?

14 de Junio 2022
INCAE Business School

En 2010, INCAE se convirtió en la primera Escuela de MBA en Latinoamérica en crear un MBA Oath. ¿Su objetivo? Inculcar el valor de la ética y lograr que alumnos e Incaístas hagan mayor conciencia de que sus acciones son vistas, fomentando buenas prácticas. En efecto, ellos son los encargados de tomar este valioso juramento en cada Ceremonia de Graduación.

“Ethics Is Awareness” (Ética es conciencia). Bajo este lema es como el MBA Oath Club de INCAE se rige para compartir con los estudiantes el valor de la ética en el mundo de los negocios.

La organización nació en 2010, como resultado del declive económico que se vivió dos años atrás en el mundo. Al respecto habla María Fe Gonzales Santisteban (Perú, 33 años), presidenta del grupo que integra a estudiantes de maestría comprometidos con el valor de la ética: “Con la crisis financiera de 2008 hubo toda una revolución en Estados Unidos que señalaba a los líderes poco éticos como quienes habían promovido el desplome económico. Entonces, Harvard y el World Economic Forum se juntaron y crearon el OATH (juramento o promesa solemne) para administradores. Después se adoptó el objetivo y se trajo a INCAE”.

El Club tiene como base de formación el artículo Es hora de hacer de la gestión una verdadera profesión, publicado en octubre de 2008 por el Harvard Business School Review y escrito por el décimo decano de Harvard, Nitin Nohria. El OATH de INCAE se basa en el juramento de esta universidad estadounidense que compromete a sus alumnos a no anteponer las ambiciones personales por encima de los intereses de sus empleados o de la sociedad en general; es decir, se trata de un ejercicio personal de ética para sus miembros.

“Algo que inculcamos es el valor de la ética: ¿es moralmente aceptable o no? Se trata de que los alumnos sepan que sus acciones son vistas y que guían y fomentan estas buenas prácticas y valores. De cierto modo, nosotros como club, tratamos de influenciar y hacer que nuestros compañeros y las generaciones que vienen se sigan cultivando y se siga haciendo un motor de trabajo de todos”, señala Víctor Muñoz (Perú, 33 años), secretario del OATH de INCAE.

La organización, dice Sebastián Camacho (Ecuador, 31 años), su vicepresidente, “se relaciona con los alumnos de INCAE buscando generar personas que tengan más conocimientos  y percepción sobre lo que se tiene o no que hacer, ayudando al razonar de las personas. Buscar que cada uno de los que participa en los eventos del club se vaya con esa chispa de ‘esto que me acaban de mostrar estuvo bien o mal’ y así generar conocimiento, awareness (consciencia)”. 

Bases firmes para un camino recto

INCAE se convirtió en 2010 en la primera Escuela de MBA en América Latina en formar esta organización de estudiantes. Desde entonces, más de mil 150 alumnos han sido parte de la organización en el Campus Walter Kissling Gam.

El Club OATH se desarrolla a partir de cuatro ejes. 1) El personal, basado en dilemas, retos éticos, decisiones personales y experiencia de vida que refieran la ética; 2) el organizacional, pensado en cómo hacer que las organizaciones funcionen de manera ética, para desarrollar una fuerte cultura de este valor; 3) sociedad, enfocada en luchar contra la corrupción, el principal obstáculo para el desarrollo social y económico de los países de Latinoamérica, y 4) networking, enfocado en la multiplicación del poder, lo que significa más poder para hacer más cambios. 

Los líderes estudiantiles se renuevan cada año, aunque sus funciones se extienden por otros 12 meses. En la primera etapa los estudiantes trabajan de manera activa dentro del club, mientras que el resto de su estancia está enfocada en orientar al consejo que se mantiene en funciones. 

“Al año siguiente que salen del consejo, los ex oficiales se quedan como asesores de los nuevos miembros. Además están los Lifetime Members, personas que quieren quedarse en el club y seguir participando en esta red”, cuenta Camacho. 

“Si quieres seguir apoyando en el club eres bienvenido”, añade María Fe. “Como Lifetime Member, juramentas seguir los estándares éticos en todo lo que hagas. Y firmas un compromiso para ser una persona ética toda la vida”.

Uno de los retos a los que los miembros del OATH Club de INCAE se enfrentaron durante la pandemia fue mantener el vínculo de los miembros egresados para que siguieran activos a la distancia. “Perdimos mucha comunicación con ellos, pero ahora estamos retomando y trayéndolos de vuelta a INCAE para que nos digan de qué forma el club les sirvió en su vida, cómo es que lo que aprendieron aquí iba de la mano con lo que están viviendo ahora”. 

Los estudiantes de maestría activos que asisten a las pláticas o presentaciones del OATH Club de INCAE pueden aprender a aplicar los conocimientos en su día a día a partir de las experiencias que los Lifetime Members comparten mediante anécdotas o consejos. “En nuestras presentaciones ponemos casos de la vida real y hacemos que ellos piensen qué van a hacer cuando se enfrenten a una situación en particular. No se trata de darles la solución, sino de que ellos la piensen”, explica la presidenta del club. 

El consejo de estudiantes se ha enfocado en generar espacios para que personas externas al club, “entre profesores, ex alumnos y ex miembros, vengan y den su opinión sobre cómo es la vida fuera de las aulas, cómo se vive la ética en el mundo de los negocios, en especial en un entorno latinoamericano, que tiene altísimos índices de corrupción. Es darle a los estudiantes una probadita de cómo son las cosas afuera”, explica su vicepresidente. 

Como experiencia personal, Lester López (Guatemala, 30 años), community manager del OATH de INCAE, cuenta que el club le ha permitido observar el mundo empresarial desde otros ojos. “Como miembros del club, aquí se busca reforzar tus valores, porque al final eres como la lámpara que va guiando al resto de sus compañeros. Eso es lo que más me ha dado el grupo a nivel personal, tener la consciencia de mis actos y cómo impresionan a los demás”. 

Para formar parte del Club de OATH solo es necesario ser estudiante de tiempo completo del MBA de INCAE y firmar la Declaración Básica de Creencia, que tiene los tres pilares ideológicos del Club. La membresía concluye el día que los estudiantes se gradúan. Sin embargo, ya se ha dicho, es posible continuar siendo parte del grupo como Lifetime Member. 

Más información sobre MBA Oath Club: